Arte y Psicoanálisis

Sección coordinada por Mariela Paoltroni
El Anillo de los Nibelungos (Parte II)
por Peichi Su

Paradójicamente, para Wilhelm Furtwängler (uno de los más prestigiosos directores de orquesta del Siglo XX El Anillo de los Nibelungos no es una obra representativa de los trabajos de Wagner. Este director considera que este drama musical wagneriana conlleva ciertas dificultades en su ejecución. Según él, a diferencia de otras obras del compositor alemán, El Anillo de los Nibelungos no posee un núcleo musical claro; esta característica obstaculiza su interpretación ya que “en el Anillo todo se forma lentamente, con infinitas referencias -dioses, gigantes, enanos, las profundidades del Rin, las grutas del Nibelheim-que parecen encontrarse allí por propia iniciativa más que por la trama que necesariamente las une. Las figuras humanas se abren paso lentamente cuando aparecen Siegmund y Sieglinde llegando al fin hasta el arquetipo de Siegfried, pero siempre con el trasfondo del mundo de los seres fabulosos y de los hechos prodigiosos que no pueden reemplazar en modo alguno los vitales sentimientos poéticos de las otras obras”.

En las orillas del mundo
por Marizel Estonllo

Ahora y aquí donde contesta lo automático, comienza a gritar el silencio. En la ventana abierta al otoño, el escritor y sus fantasmas, el pensador, el artista, custodian el mundo. Allí, donde la tecnología falla, donde siempre va a fallar en su propio exceso, se hace indispensable y necesaria preservar la tarea de los que desobstruyen el acontecimiento, creando el vacío.

The Thomas Crown affaire. Un Magritte después
por Álvaro Couso

Viernes a medio tarde, he terminado de atender, me recuesto, en la TV están reponiendo por enésima vez El Affair…, el zapping me trae sus imágenes repetidamente. En la inconciencia de la reiteración termino preguntándome qué me atrae de ese film que he visto en sus dos versiones y en más de una oportunidad. Qué hace que en ese bochorno veraniego prefiera la redundancia a la novedad de otra propuesta…Tal vez se trate sólo de eso, de la repetición, de la secuencia anticipada de las acciones, del saber que augura un fin cierto, de reconocer los mismos gestos, las mismas palabras, lo eterno en esa fijeza estatuaria de la imagen…

O sigo el sueño...
por Silvia Fantozzi

Se murió Alberto Cedrón. Querido, querido amigo. Y no nos dejó un espacio vacío. Nos dejó colmados. Una persona tan legítima, quizá la más genuina que conocí, hace estallar lo que alguien es y, salvo algunas charlas breves casi en secreto, no podemos comunicar lo que sentimos. Alberto era entero, todo el tiempo: ética y estética.

El Anillo de los Nibelungos (Parte I)
por Peichi Su

La Tetralogía "El Anillo de los Nibelungos" (Der Ring des Nibelungen) es una serie de cuatro óperas cuyo libreto y música fueron escritos por el compositor alemán Richard Wagner. El ciclo fue completado en un plazo de veintiséis años (de 1848 a 1874).

Louis Bourgeois: ¿ La destrucción del padre o su suplencia ?
por María Elena Domínguez

Si una novia desilusionada teje una trama sin fin de excusas, odios y venganzas ante el desplante del ser amado, una niña traicionada en su amor, por el padre, podrá en su tramado buscar destruirlo o sustituirlo por otro amante. La obra de Louis Bourgeois ha tenido su origen en la creación de un sustituto amoroso ante el desencanto sufrido respecto de la figura de su padre. En efecto, un hombre que ha engañado a su madre, en sus narices y en su propia casa, con una amante que ha oficiado de su niñera –ciertamente un sustituto de su madre con el cual una niña no puede competir para obtener su amor-, fue motor suficiente para generar su ira por el esfuerzo realizado por agradar a su padre. Un hombre del que sin embargo, ella dice que no le agradaba

El lugar del analista en la psicosis
por Viviana San Martín

El rapto de Lol V. Stein, de Marguerite Duras así como las puntualizaciones que Lacan realizara de esta novela en el artículo “Homenaje a M. Duras, del rapto de Lol V. Stein” serán la vía elegida en esta ocasión para plantear algunas cuestiones en relación a la transferencia en la psicosis. Aunque se trate de una ficción, el objetivo es precisar allí la posición de un sujeto y extraer consecuencias para la clínica.

Escritura y sexualidad en Marguerite Duras
por Beatriz Marcer

En uno de estos encuentros Marguerite Duras dice: “Es muy duro escribir como yo escribo. Literalmente me hago polvo”. Ella ha llegado a escribir sobre la sexualidad, su sexualidad; sobre la muerte, su muerte, exprimiendo de tal modo lo imaginario que resta la letra en su vertiente más real. Así la atmósfera de sus libros produce malestar y dolor.

Vicisitudes del encuentro amoroso
por Maria Marta Depalma

Ella sabe que no se anda por la vida encontrándose con el Ideal y también sabe que no se ofrecerá al sacrificio de “amar al prójimo como a sí mismo”... Eso sería faltar a Su verdad. Y alguna vez escuchó que “Dios ha muerto y mi verdad es lo sagrado”.

El cuerpo en el Bosco
por Inés Roch

Si observamos los cuerpos en El Bosco, especialmente los que pinta en sus Infiernos, podemos ver que son sumamente extraños y atípicos para su época, sobre todo si pensamos que su obra fue hecha alrededor del 1500. Recién comienza a verse algo parecido a su pintura con el surrealismo, movimiento pictórico del siglo pasado, influenciado por el psicoanálisis. Dalí dijo que el El Bosco fue el primer surrealista, pero claro, cuatrocientos años antes que apareciera este movimiento. La pintura del Bosco aparece aislada, sin ser consecuencia de un movimiento pictórico u obra literaria. ¿Entonces qué comanda su pintura?



Recibí los newsletters de elSigma






Actividades Destacadas

Escuela de Psicoanálisis del Borda

ACTIVIDADES 2017
Leer más
Realizar consulta