Columnas

Más allá del odio… ¿Violencias re-editadas?
por José Luis Cáceres Alvarado

La violencia parece tener estructura de repetición. Como un síntoma de lo inconsciente que no cesa de repetirse en el lazo social… A veces sobre el trasfondo de una pérdida que no ha sido atravesada por la palabra, es decir, un duelo no elaborado. ¿Podríamos pensar que aquello que desde lo inconsciente podría vincular a los sujetos con la guerra sea un intento de resolución patológica de la pérdida mediante la venganza –como sugiere Mario Figueroa–?... El odio expresado a través de la venganza se convierte en una de las manifestaciones del duelo patológico, refiriéndose con esto a la imposibilidad que tiene el sujeto de simbolización y significación de su experiencia…

¿A qué llamamos investigación en psicoanálisis?
por John James Gómez Gallego

Nuestra investigación se ocupa de lo necesario que siempre retorna bajo la forma del desarreglo, de lo que no marcha; eso que se repite, una y otra vez, bajo la forma de lo que no cesa de no escribirse, allí donde cada uno no cesa de escribir una historia que no sabe muy bien cómo hacer soportable. El axioma psicoanalítico, el de la existencia de un campo Otro que corresponde a lo inconsciente, está ausente en otras prácticas. No se haya ni en la ciencia, ni en la filosofía, tampoco en el discurso común que incluye formas diversas del discurso del amo y del capitalismo tales como las religiones, los mercados o las ideologías…

Pensando el lugar del analista en Hospital de Día en el trabajo con sujetos psicóticos
por Leticia Pérez

"No retroceder ante la psicosis es no retroceder ante ese real incomprensible y acuciante. Se hace necesario que el analista se vacíe del saber para no constituirse como el Otro perseguidor y que eche mano a lo que tiene a su alcance a la manera “bricoleur” para poder correrse de ese lugar y orientar al goce invasivo hacia una regulación, como también para ofrecerle las piezas que el psicótico podrá utilizar para establecer un saber-hacer y armar su sinthome".

La “Ciénaga” de Urtubey
por Sergio Zabalza

Afirmar que violar a una mujer no supone violencia es motivo de indignación, pero agregar que la misma puede ser involuntaria empuja más a un sin salida argumentativo que al rico trabajo de la dialéctica… Tal como las palabras del senador, cuya confusa enunciación pretende enmascarar la gravedad de sus dichos, el acto perverso se distingue por perpetrarse en esta zona de aparente indefinición y suspensión del juicio ético y moral… Valga el recuerdo del film “La ciénaga” para ilustrar la desresponzabilización frente a hechos aberrantes…

Paranoia: entre el prójimo y las cosas del mundo
por Sergio Zabalza

La estructura de la personalidad es paranoica, luego cada época testimonia su cercanía a la barbarie de acuerdo a la posición que el poder adopta respecto a esta tan delicada relación entre el cuerpo y un enemigo interno… Por lo pronto, la clínica psicoanalítica testimonia el carácter traumático de la inquietante alteridad que habita el ser hablante, esa suerte de objeto… Lejos de proveer a la Salud Pública o la seguridad de los ciudadanos, la presencia de las FFAA en las calles amenaza generar un clima de extrema tensión en función de la angustia y la inseguridad que la vigilancia generalizada suscita en el sujeto...

¿Quiénes son los demonios?
por Florinda Chama

Ante el desastre humanitario que representa la exclusión de “oleadas” masivas de migrantes en busca de la supervivencia –tanto de territorio europeo como norteamericano-, valgan estas reflexiones que se nutren de la descripción de un fenómeno que sin ser nuevo, se ha agudizado. Asimismo la presente articulación recala en el incremento humano de la agresividad contra el semejante, tal detallara Freud en “El malestar en la cultura”

¿Supervisión y/o análisis de control?: ¡A cuidar el crédito del celu!
por Sergio Zabalza

El análisis de control intenta que la creencia que instituye el sujeto supuesto saber en un tratamiento no suponga la inflación narcisista del practicante, sea por la vía del furor curandi, propio de quien se siente llamado a curar los conflictos del mundo y sus alrededores… Es además un llamado de atención para que el practicante revise sus fantasmas en el sitio que corresponde, a saber: su propio análisis… Se espera que las instituciones garanticen este dispositivo en épocas de vaciamiento simbólico…

"En-red-dados"
por Isela Segovia

El enjambre digital está constituido por individuos aislados. Este homo digitalis es el sujeto neoliberal; lo que caracteriza la actual constitución social es la soledad, la atomización, según Han… Los medios digitales, las redes sociales, parecerían ofrecer una libertad y comunicación ilimitadas. Todo podría ser encontrado, compartido, dicho. Por supuesto, no es más que una ilusión… ¿Estamos frente al “gran Otro digital”? ¿El sujeto ha quedado reducido a datos?… Quién se entrega a las redes: ¿ayuda a construir y sostener al poder que lo domina? ¿Tiene margen para que el hacer lazo con otros alumbre cuestionamientos efectivos frente a una tecnología subyugante creada para lo contrario?

“Bella Ciao” y la dimensión de lo inconsciente
por Martín Ruano

Con motivo de la identificación masiva a ciertos íconos como la canción aludida, valgan estas líneas para pensar. Parte de la atadura contemporánea del sujeto tiene que ver con registros que van mucho más allá de la novela familiar generando ese océano social en el que algunos navegan, otros nadan y la mayoría suele ahogarse… Desde esta perspectiva, categorías como “clase”, “género”, y otras tantas toman un color diverso: ya no pueden permanecer ajenas al psicoanálisis porque ya no son importadas, sino que importan. El pantano que nos separa de lo social, puede comenzar a observarse como un suelo mojado pero transitable.

Sospecha, presunción y diagnóstico
por Abel Langer

Una memoria obturada, lo traumático que insiste, una familia implicada en lo silenciado, el estallido en tercera generación del horror inconfesable… y el lugar del analista. ¿Cómo conducir un tratamiento evitando caer en lo que cierra? ¿Qué puerta puede abrir el sujeto para que aflore la historia? ¿Qué es preciso sortear para desentrañar lo forcluído en generaciones anteriores que “mortifica” al sujeto y tapona su singularidad? ¿Cómo obrar sin recalar en certezas diagnósticas apresuradas? ¿Cómo se construye un tratamiento desde el lugar del deseo del analista?